Espinacas – Introducción

Para muchas personas, las espinacas están inextricablemente relacionadas con Popeye, el personaje de dibujos animados que las come en enormes cantidades.
Es un producto popular en el mundo entero, pues en casi todas las cocinas del mundo aparecen recetas donde hay espinacas.
A los italianos especialmente les encantan y tienen cientos de platos en los que se utilizan como ingrediente. La expresión a la florentina significa que un plato contiene espinacas.
Además de ser deliciosas por sí solas, las espinacas cortadas a trocitos o convertidas en puré se pueden mezclar con otros muchos ingredientes, con resultados excelentes.
Tiene una afinidad particular con los productos lácteos, y en el Oriente Medio se mezcla con quesos como el feta o el helim para hacer boreks y otros pasteles de espinacas.
Los italianos mezclan las espinacas con queso ricotta o parmesana en muchas recetas, y los ingleses usan huevos y a veces queso Cheddar para hacer soufflé de espinacas.