Bróculi & Brécol Calabrés – Historia

Antes de que se generalizase el brécol calabrés la gente compraba y consumía bróculis de color morado. Estos son básicamente una versión “desaliñada” del brécol calabrés, con brotes bastante largos y grupos de cogollitos en el extremo.
El brécol que consumimos habitualmente tiene unas cabezuelas muy bien formadas. Los tallos del bróculi morado tienen un ligero sabor a espárrago. Los romanos cocinaban el bróculi morado con vino o lo servían con diversas salsas, y hoy todavía sigue siendo una verdura muy popular en Italia, cocida al horno con cebolla y anchoas o servida como simple acompañamiento de pasta con salsa de ajo y tomate.