Guisantes o Arverjas – Variedades

Tirabeques:
Son unos guisantes que se comen enteros, de delicado sabor siempre que no estén excesivamente cocidos pues si no su textura se vuelve demasiado blanda. Dos formas alternativas de prepararlos son escaldados o fritos en sartén. También pueden consumirse crudos en ensalada.
Petit Pois:
Estos pequeños guisantes no son guisantes inmaduros, como su nombre francés parece indicar, si no que son una variedad enana. Los horticultores pueden cultivarlos por su cuenta, pero no se encuentran fácilmente en las tiendas, ya que los que se cultivan comercialmente
están pensados para congelarlos o enlatarlos.
Guisantes de Nieve o Guisantes Dulces:
Tienen el sabor característico de los guisantes frescos crudos, si bien son algo más dulces, más regordetes y muchísimo más fácíles de desvainar que los tirabeques.