Champiñones de Campo – Preparación y Cocción

Corte el extremo de los tallos si es preciso y limpie los sombrerillos con un trapo limpio ligeramente humedecido con agua. Córtelos siguiendo las instrucciones de la receta.

Los champiñones de campo simplemente fría los con mantequilla o aceite de oliva, añadiendo un poquito de ajo, si se quiere. De todos modos, los champiñones de campo, igual que los champiñones cultivados grandes, pueden hacerse rellenos o utilizarse para hacer sopas y otras muchas recetas que requieren setas.

Los champiñones de campo son más oscuros de color que los champiñones blancos y teñirán ligeramente de marrón sopas y salsas, pero su sabor es extraordinariamente bueno. Al preparar champiñones rellenos, fríalos sombreretes unos minutos. Corte los tallos a trocitos y añádalos a los ingredientes del relleno, o úselos para hacer sopas y caldos.

Champiñones de Campo – Comprar y Almacenar

Los champiñones de campo están a veces disponibles en otoño en algunas tiendas especializadas. Como es probable que hayan sido recogidos recientemente, seguramente serán frescos.

A menos que quiera prepararlos rellenos, no se preocupe si están rotos en algún lugar que de todos modos será cortado al convertirlos en rodajas. Procure usar los siempre lo antes posible una vez comprados.

Champiñones de Campo – Historia

Los champiñones de campo son los parientes silvestres de los champiñones cultivados y, al ser cocidos, desprenden un maravilloso aroma. Los champiñones planos probablemente serán también cultivados y su sabor es excelente.

Los enterados afirman que sólo los champiñones silvestres tienen verdadero sabor, aunque muchos no están de acuerdo. Si usted conoce algún lugar donde crecen los champiñones, guarde bien el secreto(este consejo seguro que es inútil por que los buscadores de setas lo tienen como norma básica de conducta) y aproveche al máximo sus posibilidades.