Jicama – Introducción

También conocida como Patata Mejicana, este tubérculo, de gran tamaño, es originario de América central. Tiene una piel fina marrón y una pulpa blanca y crujiente con un sabor dulce a fruto seco.
Puede comerse cruda o cocida y también cortada a rodajas como ingrediente crudo en determinadas ensaladas.
Compre ejemplares que sean firmes al tacto.
Las jicamas pueden conservarse hasta un par de semanas siempre que se guarden en una bolsa de plástico en la nevera.